visita mi web creativa

jueves, 29 de septiembre de 2011

Welcome to The Highlands


Desde lo más profundo de la capa freática te lanzo un eco y te digo que vivo en un país tan húmedo que las ovejas, impregnadas por la hierba siempre verde, crujiente, son de lana verde.

Desde el otoño más glaciar que he sentido, te confesaré con un susurro gélido, que aquí las yeguas pastan con jersey a cuatro patas.

Vivir en una postal es lo que tiene.

4 comentarios:

María García Zambrano dijo...

¡Amiga! Te imagino a ti también con jersey hasta los ojos y la sonrisa escondida bajo la lana... Con las orejas frías pero el corazón caliente, como sueles tenerlo, un gran corazón que bulle emocionado.
Como ya te dije disfruta, vive esos momentos con todo el alma, y ven para contarlo que te echaremos de menos.
Un besazo desde un Madrid que te extraña
María

Rosa dijo...

Mi dulce Nelken, espero que esas ovejas te presten un poco de su lana verde para preservar tu corazón del otoño frío que te espera y sobre todo, que transcurra rápido y bien para que vuelvas. Te estaremos esperando corazón.

Un besazo tan cercano como siempre

Mari Carmen Azkona dijo...

Vivir en una postal. Cómo me gustaría ver y sentir lo que sientes, qué divertido sería...Pero me quedo con el eco de tu voz y admirando el paisaje desde la distancia.

El cariño es un hilo fuerte y que no se rompe, te envío el de mejor calidad. Eres buena tejedora, se que sabrás hacerte una bufanda que te de algo de abrigo.

Besos y un fuerte abrazo de algodón.

Nelken Rot dijo...

Uuuuy, qué triple regalo, jeje.

Bueno aquí hace de todo frío, sol, viento, lluvia y todo en el mismo día, así que lo mejor es estar preparada y no hacer ni caso al tiempo. Al mal tiempo siempre buena cara.

En cuanto a los gartens, vivo al lado de uno maravilloso, tengo que descubrirlo más en profunidad, pero es un regalazo.

Por ahora el tiempo pasa despacio, pero seguro que dentro de nada diré, andá pero si ya me toca volver.

Recojo todas las lanas que me lanzáis, y me confecciono un coralcetín para el corazón, así está más protegido.

Mil gracias a las 3 por estar cerca,

abrazos de lana y algodón.

Nel